Galerías_




_

_


A r q u i t e c t u r a


 
Monasterio de Arantzazu
Oñati

Santuario de Loyola
Azpeitia

Puente Unanibia
Valle de Leitzaran

Cueva-Ermita San Elías
Oñati

Molinos en Pagoeta
Aia
Molinos en Pagoeta
Aia
Santuario de Loiola
Azpeitia
 
Monasterio de Arantzazu
Oñati
 
Mercado del Tinglado
Tolosa
 
 
 
 
Conjunto de Igartza
Beasain

 




Diseño Web y fotografías Copyrighted by
Contacto
Todos los derechos reservados © 2006

 

 

Ref: pa_gi_09
_
Monasterio de Arantzazu - Oñati

El Monasterio de Arantzazu es sin duda la mejor muestra de arte vasco contemporáneo y se ha ido configurando como uno de los principales centros espirituales de Gipuzkoa. La leyenda cuenta como en 1468 el pastor Rodrigo de Baltzategi, guardando un rebaño de ovejas, halló sobre un espino una preciosa imagen de Santa Maria, por lo que se erigió una pequeña iglesia en el lugar. En 1950 se decide construir un nuevo templo, de concepción vanguardista, acorde con los tiempos modernos. Sobre el barranco, en la esbelta silueta de la Basílica, obra de Sainz de Oiza y Laorga, destacan como único elemento decorativo las tres torres de piedra labrada en punta de diamante, en referencia a las afiladas púas de espino. En la fachada (de Jorge Oteiza) sobresale una imagen de La Piedad, en cuya base se establece un friso de 14 apóstoles.


Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_11
_
Santuario de Loiola - Azpeitia

Más de dos siglos se tardó en construirse este conjunto arquitectónico de gran belleza y no menos historia, que fue erigido en honor de San Ignacio de Loiola, fundador de la Compañía de Jesús. La construcción, que comenzó en 1689, se asignó al arquitecto italiano Carlo Fontana, que no llegaría a ver culminada su obra, siendo preciso el relevo por otros arquitectos que trabajarían junto con numerosos artistas sobre los planos primitivos, añadiendo nuevos matices al conjunto, convertido hoy en punto de peregrinación para miles de personas que llegan desde todos los rincones del mundo.


Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_20
_
Puente Unanibia - Valle de Leitzaran

El río Leitzaran se interna en Guipúzcoa desde el territorio navarro de Leitza y discurre encajado y con numerosas revueltas a través del estrecho valle hasta desembocar en el río Oria en Andoain. Este valle fue tradicional vía de comunicación entre Guipúzcoa y Navarra ya que por la orilla del río y cruzando cerca de 30 túneles, discurría entre Donostia e Iruña el ferrocarril del Plazaola. Actualmente el antiguo trazado de las vías se ha transformado en vía peatonal para realizar senderismo en un entorno natural y clasificado como Biótopo protegido.



Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_30
_
Cueva-Ermita de San Elías- Oñati

En el desfiladero de Jaturabe, al pie de la sierra de Orkatzategi y sobre el camino que va al barrio de Araoz, se ve una cueva de amplia entrada, dentro de la cual existe una ermita dedicada a San Elías, también conocida como Ermita de Sandaili.

En la entrada de la cueva se ve una cuba labrada en piedra a modo de bañera. En ésta, cae a gotas el agua del techo desde las estalagtitas. Las mujeres estériles deseosas de tener descendencia, solían ir allí a ofrendar aceite, cera, etc.; introducían en el agua de la bañera uno o más dedos de la mano, según el número de hijos que cada una deseara tener. Según dicen en Oñati, la mujer debe lavar sus manos en el agua de la bañera, o introducirse en ella hasta la cintura, operación que se expresa con la palabra "berau"(ablandarse). También se acudía a la ermita para realizar rogativas en las épocas de sequía.



Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_35
_
Antiguo molino en Pagoeta - Aia

El Parque Natural de Pagoeta pertenece en su mayor parte al término municipal de Aia y, en menor medida, a los de Zarautz y Zestoa. Los bosques y prados de sus laderas son testimonio vivo del paisaje rural de los valles atlánticos vascos; además, guardan en sus lomas y barrancos excelentes muestras del legado cultural: caseríos, ferrerías, molinos, etc. A todo ello se une la creación del Jardín Botánico, en el que se muestran cerca de 4.000 especies de plantas de todo el mundo, entre ellas la flora protegida del País Vasco.

Observar el funcionamiento de la Ferrería y de los molinos de Agorregi o disfrutar de los paseos tranquilos por sus senderos nos adentrarán en un mundo que ya casi hemos olvidado y en el que la vida del hombre se acompasaba a los ritmos de la Naturaleza.


Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_36
_
Antiguo molino en Pagoeta - Aia

El Monasterio de Arantzazu es sin duda la mejor muestra de arte vasco contemporáneo y se ha ido configurando como uno de los principales centros espirituales de Gipuzkoa. La leyenda cuenta como en 1468 el pastor Rodrigo de Baltzategi, guardando un rebaño de ovejas, halló sobre un espino una preciosa imagen de Santa Maria, por lo que se erigió una pequeña iglesia en el lugar. En 1950 se decide construir un nuevo templo, de concepción vanguardista, acorde con los tiempos modernos. Sobre el barranco, en la esbelta silueta de la Basílica, obra de Sainz de Oiza y Laorga, destacan como único elemento decorativo las tres torres de piedra labrada en punta de diamante, en referencia a las afiladas púas de espino. En la fachada (de Jorge Oteiza) sobresale una imagen de La Piedad, en cuya base se establece un friso de 14 apóstoles.




Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_55
_
Santuario de Loiola - Azpeitia

Más de dos siglos se tardó en construirse este conjunto arquitectónico de gran belleza y no menos historia, que fue erigido en honor de San Ignacio de Loiola, fundador de la Compañía de Jesús. La construcción, que comenzó en 1689, se asignó al arquitecto italiano Carlo Fontana, que no llegaría a ver culminada su obra, siendo preciso el relevo por otros arquitectos que trabajarían junto con numerosos artistas sobre los planos primitivos, añadiendo nuevos matices al conjunto, convertido hoy en punto de peregrinación para miles de personas que llegan desde todos los rincones del mundo.


Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_43
Ref: pa_gi_43_ByN
_
Monasterio de Arantzazu - Oñati

Highslide JS Versión en color
Ref: pa_gi_43
El Monasterio de Arantzazu es sin duda la mejor muestra de arte vasco contemporáneo y se ha ido configurando como uno de los principales centros espirituales de Gipuzkoa. La leyenda cuenta como en 1468 el pastor Rodrigo de Baltzategi, guardando un rebaño de ovejas, halló sobre un espino una preciosa imagen de Santa Maria, por lo que se erigió una pequeña iglesia en el lugar. En 1950 se decide construir un nuevo templo, de concepción vanguardista, acorde con los tiempos modernos. Sobre el barranco, en la esbelta silueta de la Basílica, obra de Sainz de Oiza y Laorga, destacan como único elemento decorativo las tres torres de piedra labrada en punta de diamante, en referencia a las afiladas púas de espino. En la fachada (de Jorge Oteiza) sobresale una imagen de La Piedad, en cuya base se establece un friso de 14 apóstoles.

Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_57
_
Mercado del Tinglado - Tolosa

Tolosa acoge una afamada feria semanal que se celebra en tres espacios. Uno de ellos es el edificio del Tinglado, en la parte vieja, el cual acaba de ser reformado e inagurado esta primavera de 2007. Todos los sábados los campesinos (baserritarras) de la comarca acuden a vender sus productos más frescos: huevos, frutas, verduras y hortalizas, entre otros.


Vuele a este lugar con GoogleEarth   Más información >>
Ref: pa_gi_59_Rec
_
Conjunto Monumental de Igartza - Beasain

Highslide JS Versión más panorámica
Ref: pa_gi_59

El Conjunto Monumental de Igartza es un ejemplo de asentamiento señorial y explotación histórica de los recursos en el País Vasco. En la panorámica se puede apreciar parte de este conjunto. De izquierda a derecha tenemos:

1- La antigua ferrería que funcionó entre los siglos XVI y XIX, siendo una de las primeras manifestación de la industria gipuzkoana (con luces rojas emulando al fuego de la forja).

2- El molino, de la segunda mitad del siglo XV (iluminado en blanco. La iluminación en azul corresponde a las zonas por las que discurría el agua y donde se generaba el movimiento necesario para su aprovechamiento tanto en el molino como en la ferrería).

3- El palacio de Igartza, cuya primitiva casa-torre fue construida probablemente en el siglo XIII para defender el paso del puente y controlar las importantes rutas de comunicación que surcaban el valle de Oria (iluminado en amarillo).

4- En medio de todo esto vemos el puente de Igartza, actualmente restaurado y que comunica las dos orillas del río Oria. Este puente fue de los primeros en construirse y el paso casi obligado para dirigirse a Navarra desde esta parte de Gipuzkoa durante la edad media.


Ref: pa_gi_59

Para poder ver la foto completamente desplace la barra horizontal de su navegador
o arrástre la ventana con el ratón